23/09/2019 El Tiempo El Tiempo


Servicios de la web

Hall


Valencia Pl. de l'Ajuntament, 1
46002 València
Tel.: 96 3525478

Acción humanitaria

Subvenciones dirigidas a Organizaciones No Gubernamentales de Desarrollo para financiar actuaciones en materia de acción humanitaria, entendiéndose por ésta aquellas que engloban diversos tipos de intervenciones destinadas a mejorar las condiciones de vida de personas afectadas por desastres y conflictos, así como a proteger su dignidad humana y sus derechos en tales contextos, así como aquellos conflictos crónicos en intervenciones dirigidas a personas refugiadas y desplazadas internas.

Son objeto de subvención los proyectos, que presentados por ONGD con sede en la ciudad de Valencia tengan como finalidad:
1.- La asistencia a las poblaciones afectadas por crisis prolongadas como consecuencia de conflictos, guerras o catástrofes naturales, así como las destinadas a la prevención de dichas situaciones o de preparación ante ellas.
2.- Hacer frente a los desplazamientos de la población (refugiada, desplazada y/o repatriada) causados por catástrofes naturales o por la acción humana.
3.- Contribuir a la reconstrucción, restauración, rehabilitación y regeneración de zonas afectadas por catástrofes de origen natural o humano, con especial atención a las necesidades de los colectivos más vulnerables.
4.- Apoyar a las acciones para la protección de los Derechos Humanos, las víctimas de conflictos o circunstancias excepcionales.
5.- Contribuir a asegurar la protección contra toda forma de violencia y abuso de los colectivos de población más vulnerable en contextos de crisis humanitaria, incrementando su resiliencia y recuperación.
6.- Contribuir a la construcción de paz en situaciones de conflicto.

Las acciones humanitarias deberán ser acordes con la legislación internacional relativa a los Derechos Humanos y al Derecho Internacional Humanitario. Igualmente, deberán seguir los principios humanitarios, tales como el de independencia, neutralidad, imparcialidad, universalidad e independencia operativa.

PRINCIPIOS

Humanidad: El objetivo de la acción humanitaria es proteger la vida y la salud y garantizar el respeto de los seres humanos.
Neutralidad: Los actores humanitarios no deben tomar partido en las hostilidades y en las controversias de orden político, racial, religioso o ideológico.
Imparcialidad: La acción humanitaria debe llevarse a cabo en función de la necesidad, dando prioridad a los casos más urgentes y sin hacer distinciones sobre la base de la nacionalidad, raza, sexo, creencia religiosa, clase u opinión política.
Universalidad: Las responsabilidades humanitarias no tienen fronteras, donde quiera que haya una aflicción manifiesta, el humanitario debe responder. Cualquier víctima de un desastre natural o humano debe ser socorrida, independientemente de toda diferencia política, étnica o de otro tipo, por cuanto todos formamos parte de la humanidad.
Independencia operativa: La acción humanitaria debe ser autónoma de los objetivos políticos, económicos, militares o de otro tipo que cualquier agente humanitario pueda tener respecto a las zonas donde se estén ejecutando medidas humanitarias.

Los principios que también rigen la concesión de subvenciones para la ejecución de actuaciones en materia de ayuda humanitaria, son los establecidos en el artículo 8 de la Ley 38/2003, de 17 de noviembre, de publicidad, transparencia, concurrencia, objetividad, igualdad y no discriminación, eficacia en el cumplimiento de los objetivos fijados por el Ayuntamiento de Valencia, y eficiencia en la asignación y utilización de los recursos públicos, así como los principios establecidos en el Real Decreto 794/2010, de 16 de junio, por el que se regulan específicamente las subvenciones y ayudas en el ámbito de la cooperación internacional, y los recogidos en la legislación autonómica vigente en materia de cooperación al desarrollo.

CRITERIOS DE INTERVENCIÓN

• La ayuda debe establecerse prioritariamente en base a las necesidades más apremiantes, sin ningún tipo de discriminación y sin que los recursos puedan ser usados para apoyar posiciones políticas o religiosas de ningún tipo.
• La prioridad debe establecerse únicamente en función de una estimación minuciosa de las necesidades y de la capacidad de las víctimas para hacerles frente.
• Se han de tener en cuenta los reportes de necesidades y demandas directas de ayuda desde el terreno, verificando las condiciones con los especialistas locales en acción humanitaria y cotejándolos con los estudios existentes sobre desarrollo humano, desastres naturales, conflictos, vulnerabilidades y capacidades de la población.
• Se debe actuar respetando al tiempo la cultura y costumbres del lugar, proporcionando asistencia que complemente, y no compita, con los medios de vida habituales de la población afectada.
• Se debe afrontar a partir de las capacidades locales, implicando a los beneficiarios.
• Debe servir para reducir la vulnerabilidad futura de la población cooperando al fortalecimiento de las capacidades de respuesta a futuras crisis.
• La acción humanitaria debe garantizar el retorno a un modo de vida sostenible y la transición hacia actividades de recuperación y desarrollo.
• Debe haber reconocimiento de las víctimas como seres humanos dignos y no como objetos de compasión, tanto en la información como en la publicidad de las actuaciones.



Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI